Los polipastos también conocidos como aparejos son usados en la industria, talleres, en áreas de construcción para cargar y descargar materiales de gran peso, los cuales deben colocarse en camiones de transporte, barcos o espacios fijos.

Diferentes tipos de polipastos:

Polipasto manual:
El polipasto de cadena es de funcionamiento manual y su diseño compacto y ligero permite una capacidad de carga de hasta dos toneladas. Esta herramienta es ideal para el levantamiento vertical de la carga que desea desplazar.

Los manuales están compuestos por un sistema de poleas que permite levantar la carga pesada con menor esfuerzo de forma vertical. En este tipo de polipastos, la potencia para levantar los objetos viene de la persona que utiliza este dispositivo. Por lo general, su instalación es muy sencilla.

Polipasto eléctrico:

Este tipo se concibe siguiendo los mismos principios de funcionamiento del polipasto manual. En este caso, un control eléctrico remplaza el accionamiento de cadenas.

El control eléctrico de este polipasto permite realizar el levantamiento y descenso de los objetos de forma rápida o lenta.

De grúa:
Permite el desplazamiento horizontal y vertical de grandes pesos con precisión y seguridad. Se usa en muchas industrias para depósito, almacenamiento o traslado de materiales.


Artículo creado con información de Grupos SA México.